Ser feliz después del divorcio

Superar un divorcio resulta en la mayoría de los casos un proceso doloroso.

Después de años de convivencia, de compartir sueños, metas y necesidades debemos replantearnos de nuevo el futuro, hacer borrón y cuenta nueva.

Cuando una relación llega a su fin, algunas parejas optan por terminar la relación en paz y armonía, sobre todo si hay hijos de por medio. Pero en muchos casos, el divorcio termina desatando una batalla campal entre ambas partes donde parecería que termina ganando el que más daño le puede provocar al otro.

Comenzar por saber que el divorcio es un duelo es importante, y superarlo o no, es decisión propia.

Sé tu misma.
Toma tu divorcio como una oportunidad perfecta para redescubrirte, ser tu misma y no reprimir NUNCA MÁS los gustos o ideas que dejaste atrás por convicción, o compromiso con tu pareja.

Ojo: redescubrirte te ayudará a recuperar el autoestima que tal vez perdiste en el camino, te apoyará a ser mucho más feliz y tal vez, si así lo deseas, encontrar nuevamente el amor con madurez, plenitud, visión y con unas ganas inmensas de volver a sentir esa ilusión que probablemente hayas perdido.

No idealices el pasado.
Cuando se rompe una relación hay una tendencia a deprimirse, idealizas el pasado como si todo hubiera sido perfecto.
Hay que aceptar el punto y final. Hay que seguir haciendo camino al andar. Deja de pensar en lo vivido y fomenta en ti el deseo de vivir nuevas experiencias.

Ten paciencia.
Hay que soportar la incertidumbre, poco a poco te irás haciendo a la nueva situación, irás despejando la confusión en la que estés pasando.

Hablar mal de la otra persona te hace daño a ti mismo.
Muchos son los que después de una ruptura se pasan el día hablando de la otra persona, generalmente mal. Acéptalo, se ha acabado y los dos son responsables.
El continuar hablando mal de tu ex pareja, sólo lo mantendrá presente, por eso es importante soltarlo, seguir para adelante y rehacer tu vida.

Amar es un verbo, practícalo.
El amor no era patrimonio de la otra persona, el amor es una capacidad humana, úsala. Has tenido mucho tiempo ese concepto asociado a la relación de pareja, ha empobrecido tu capacidad de amar. Ahora puedes darte cuenta de que amar es un verbo que no hay que dejar de practicar, porque amar es estar con otras personas, es dar lo que no se tiene a quien no es. El amor no es de nadie, se genera entre las personas, el amor es tuyo.

Informes: 21380994
WhatsApp: 8189989858